Detector de descarrilamiento

Los descarrilamientos pueden causar graves accidentes e incluso producir catástrofes en casos donde existan sustancias peligrosas. Por eso, Knorr-Bremse ofrece detectores de descarrilamiento para una mejora de la seguridad de vehículos ferroviarios. Puede elegirse entre un sistema electrónico y un sistema neumático – ambos son adecuados para una variedad de tipos de vehículos.

EDT 101

Uso:

  • Coches de viajeros
  • Metros y ferrocarriles suburbanos
  • Trenes automotores
  • Transportes de mercancías peligrosas
  • Vagones de mercancías
  • Vagones-cisterna

El detector de descarrilamiento reconoce un eje descarrilado a través del registro y evaluación de los golpes de las ruedas sobre las traviesas. El maquinista recibe entonces una señal de aviso o el tren se para automáticamente por medio de un frenado de emergencia. El objetivo es limitar los daños debidos a dicho descarrilamiento.

Ventajas:

  • Mayor seguridad para personas y materiales
  • Limitación de daños consecuentes después de un descarrilamiento
  • Emisión de un mensaje de diagnosis, y/o frenado inmediato en el caso de descarrilarse un eje
  • Postequipamiento sencillo de coches existentes
  • Bajos costes de servicio
  • Homologación IUC del detector neumático de descarrilamiento EDT101

Dpto. Comercial Ventas Vehículos Ferroviarios

Estamos a su disposición para cualquier consulta

Tel.: + 34 91 145 94 00
e-Mail: ventasoe@knorr-bremse.com

Share

EDT 101